19 de enero de 2012

Desalojo y miseria para el barrio Marruecos

Bogotá ha sufrido en las últimas decadas importantes cambios, la arquitectura de la ciudad se ha ido renovando y el desarrollo se nota por donde miremos (¿?), bueno, al menos esto es lo que nos quieren hacer creer las administraciones capitalinas que desde las ultimas dos decadas han ido "reconstruyendo" Bogotá.

Desde la alcaldía de Jaime Castro se ha planificado una renovación urbanística a la ciudad, claro esta, la renovación urbanística implica que no existan casas de carton ni aluminio, que no exista el cartucho, ni indigentes, ni busetas; este plan se ha profundizando desde la Alcaldía de Lucho, una alcalde de pseudo izquierda que decretó POT (Plan de Ordenamiento Territorial), el cual plantea renovar varias partes de la ciudad, entre ellas el centro, derribando todos los barrios populares para crear edificios de alta inversion extranjera, además del proyecto ciudad salud que busca construir un centro de salud para extranjeros en el antiguo Hospital San Juan de Dios, entre otros.

Desde el día de ayer, centenares de familias viven a carne fria los desastres de este POT, los habitantes del barrio Marruecos ubicado en el Sur de Bogotá estan siendo desalojados para construir un parque en esta zona. Al rededor de 400 familias son acusadas de invasoras (¿?), sería bueno que el gobierno logrará definir el concepto invasor, pues para nosotros este POT es  un verdadero invasor, permitiendo el ingreso a gran escala de capital extranjero a nuestro territorio (en el plan centro el 83% de la inversión es privada y en su mayoría extranjera); las 400 familias son acusadas, como si fueran delincuentes, claro que para el gobierno el delito de ser pueblo pobre es el más peligroso. 

Estas familias han invertido lo poco y nada que logran reunir con sus salarios en contruir casas en donde puedan vivir, y ahora por falló de un juez se declara el desalojo de dicho barrio, pues es un terreno PRIVADO. Una vez más, es evidente quien lucha por quien, y este gobierno (desde lo nacional hasta lo local, desde el ejecutivo hasta el judicial) estan en defensa de unos pocos que roban, explotan y dominan a unos muchos.
 
La situación es complicada, muchas de estas familias además de perder totalmente sus propiedades, tendrán que buscar otro lugar para la vivienda,  probablemente otros trabajos (si trabajaban en el barrio), otros colegios y otras formas de subsistir. En términos de vivienda,  dadas las condiciones económicas no hay muchas opciones, seguramente se verán obligados a ocupar otros terrenos que en su mayoría no tienen un suelo adecuado para la construcción y que en época de invierno son zonas de alta riesgo por deslizamientos, causando bastantes tragedias. Supuestamente el gobierno esta comprometido para evitar estos desastres "naturales", que viendolo bien, de naturales tiene muy poco, son mas desastres estatales, desastres del dinero, del gobierno, de los ricos, del capital, son ellos quienes causan los desastres con sus políticas de miseria.

Rechazamos totalmente el desalojo del barrio Marruecos, rechazamos los abusos oficiales en este desalojo. Exigimos la inmediata liberación de los habitantes conducidos a la UPJ y respaldamos las acciones de defensa en su justa lucha. 

No al POT que ha causado muertes, pobreza y destrucción. No al falso "desarrollo" de los ricos, pues implica la profundización y la eterna guerra para los pobres.

EL REBELDE MEDIOS ALTERNATIVOS