7 de febrero de 2013

El magisterio bogotano marchó por mejores condiciones laborales


La
Jornada de movilización convocada por la Asociación Distrital de Educadores fue un éxito. Los docentes de Bogotá, tanto del sector urbano como de la zona rural, llegaron masivamente para llenar la plazoleta de Secretaría de Educación Distrital.


Los profesores hicieron caso omiso de las amenazas, las quejas y demás obstáculos contra el ejercicio del derecho a la movilización. Con arengas, coros y pancartasmanifestaron su inconformismo por la situación del magisterio en Bogotá.

La concentración inició a las 9:30 de la mañana en la Secretaría de Educación, luego, avanzó por la calle 26 abarrotando el tramo de una de las avenidas más importantes de la capital y terminó su recorrido en el Ministerio de Educación, al que señalan como principal responsable de los problemas que evidencia el sector educativo de Bogotá. La exigencia que le hacen es que se mejore la condición de los docentes en Bogotá y en Colombia.

Los reclamos del magisterio distrital, que encuentran eco en todo el país, se relacionan con más de 300 maestros sin carga académica, sometidos a reubicaciones a lugares alejados a sus residencias; una jornada laboral de 40 horas que sobrepasa su esfuerzo físico; salarios por debajo del que reciben otros profesionales y privilegios a la privatización sobre la defensa de la educación pública.